jueves, 18 de noviembre de 2010

HISTORIAS CORTAS Y BRIOSAS DE MUERTE: Jim Jones y el ultimo viaje en zumo de naranja. ¡AHORA CON MAS MUERTES!.

18 DE NOVIEMBRE DE 1978, GUYANA FRANCESA, UN ENTORNO PARADISÍACO, EN EL SUELO DE UN PUEBLO DE NUEVO CUÑO "JONESTOWN" (EL PUEBLO DE MR. JONES), AL MENOS 919 PERSONAS, CASI TODA LA POBLACIÓN DEL LUGAR, DESCANSA AL SOL CON UN VASO DE ZUMO CERCA. TODO SERIA IDÍLICO SI NO FUERA PORQUE TODOS ESTÁN MAS BIEN MUERTOS, TRANSPORTADOS A OTRO MUNDO EN VÍSPERAS DEL DÍA DEL JUICIO FINAL. 84 PERSONAS, LOS AFORTUNADOS PARA ELLOS, LOS COBARDES PARA LA MAYORÍA FUERON TESTIGOS NO DEL FIN DEL MUNDO, SINO DEL FIN DE UNA UTOPÍA, LA UTOPIA DEL REVERENDO "PAPA" JONES Y SU TEMPLO DEL PUEBLO.
EL TEMPLO DEL PUEBLO FUE CREADO EN LOS AÑOS 50 EN INDIANAPOLIS (Indiana, Estados Unidos. SU FUNDADOR Y MAXIMO DIRIGENTE SE HACIA LLAMAR JIM JONES y era ya desde niño una persona extraña. Parace ser que vivía obsesionado con la muerte, cada vez que encontraba a algún animal muerto (perros, gatos pájaros, etc.) le hacía una especie de funeral, aunque se afirma que también se entretenía apuñalando gatos especialmente. Era un lector empedernido, sobre todo con libros de naturaleza política. Ideológicamente, también era poco corriente, puesto que estudiaba los escritos de Mahatma Ghandi, Karl Marx, Joseph Stalin y Adolf Hitler. Con el tiempo llegó a decir que era la reencarnación tanto de Jesucristo como de Lenin.
Inicialmente dijo que tras un holocausto nuclear que creía inminente sólo quedarían dos ciudades en pié, se trataba de Ukiah, en California, y de Belo Horizonte, en Brasil por ello el reverendo Jim Jones y sus 140 seguidores se mudaron a Redwood Valley en el Condado de Mendocino, California, creyendo que así estarían a salvo de ataques nucleares de los que Estados Unidos podía ser blanco.
Al final de los 60, los miembros de la congregación de Jones habían disminuido a menos de cien y esta estaba a punto de desaparecer, pero Jones logró asegurar una afiliación con los "Discípulos de Cristo" y eso logró que el Templo sobreviviera. La afiliación de Jones con la iglesia elevó la reputación del Templo y extendió su influencia en el área de la Costa Oeste de los Estados Unidos.
La congregación volvió a su iglesia principal en San Francisco en 1971 y abrió otra en Los Ángeles. Allí recibió varios premios por su presunta labor humanitaria. Después de múltiples escándalos e investigaciones en San Francisco, Jones decidió crear una comunidad utópica en la Guyana donde estaría a salvo de la intervención de las autoridades estadounidenses, o de los miembros que tenían parientes preocupados.Eran los tiempos de la Guerra Fría y, según sus predicciones, la costa nordeste de Sudamérica era el único lugar que se iba a salvar de una hecatombe nuclear.
 En 1974, Jones arrendó más de 12 km² de tierra del gobierno de Guyana, y los miembros del Templo del Pueblo comenzaron la construcción de Jonestown bajo la supervisión de los jefes de la comunidad. Jones volvió a California a animar a todos sus seguidores a mudarse a Jonestown, en la República Cooperativa de Guyana. . La popularidad de Jones creció enormemente en ese periodo, y pasó de tener 50 miembros en 1977 a tener más de 900 miembros en su momento de apogeo en 1978.
*Querían fundar un mundo aparte. Incluso mejor. En una granja ubicada a 180 kilómetros de la capital fundó "Jonestown" (El Pueblo de Jones). 

El Reverendo, como lo llamaban sus seguidores, era un pastor evangélico metodista que predicaba un nuevo evangelio, donde confluían citas de textos marxistas y de las Escrituras.
Sus principales leyes eran la armonía racial (el 70 por ciento de sus fieles eran negros) y la propiedad comunitaria. Cultivaban hortalizas y frutas, criaban pollos y cerdos y fabricaban su propio calzado. También tenían aulas para educar a sus hijos y hasta un hospital para atender a los enfermos.

 *La escuela tal cual en 1978, durante una aciaga visita.

Muchos de los miembros del Templo del Pueblo creían que Guyana sería, como Jones prometió, un paraíso. En cambio, todos los miembros (incluyendo a los niños) terminaron criando animales y comida para el "Proyecto Agricultural del Templo del Pueblo" seis días a la semana, desde las siete de la mañana hasta las seis de la tarde, cuando era común que la temperatura estuviese a 38 °C.
Según algunos testimonios, las comidas consistían en nada más que arroz y legumbres mientras que Jones comía carne y otros alimentos refrigerados separado de los otros. Problemas médicos tales como diarrea severa y fiebres altas fueron padecidas por la mitad de la comunidad en febrero de 1978. Otros ex integrantes de la organización declararon que los miembros recibían comida distinta o de inferior calidad a la que recibía Jones.
Los miembros a los que se consideraba tenían graves problemas disciplinarios se los encerraba en una caja de madera de medidas 2.5 x 1 mts. Los que intentaban escapar eran drogados al punto de la incapacitación. Guardias armados patrullaban el pueblo día y noche para asegurarse de que las órdenes de Jones fuesen seguidas.
 Los niños, entregados al cuidado comunal, se referían a Jones como "Papá" y solo se les permitía ver a sus padres brevemente durante la noche. Jones también era llamado "Papá" o "Padre" por los adultos.
La gente de los alrededores, incluyendo un oficial de policía, relataron historias de horror sobre duras palizas y un "hoyo de tortura", un pozo en donde Jones hacía que tiraran a los niños que no se comportaban, en la mitad de la noche. Jones asustaba a los niños haciéndoles creer que había un monstruo habitando el fondo del pozo, cuando lo que había en el fondo era un hombre contratado por Jones quien tiraba y doblaba las piernas de los niños mientras ellos descendían al pozo. Se dice que los niños mayores eran amarrados desnudos, y que eran electrocutados en los genitales. Los oficiales de Guyana habían intentado investigar esta declaraciones pero se les prohibió entrar en la comunidad.
Con sus facultades mentales deterioradas, Jones empezó entonces a arengar sobre "traidores", enemigos lejanos que querían destruir su sueño y amenazas de invasión desde "el exterior". Al borde de la paranoia, una o dos veces por mes impulsaba a sus adeptos a realizar, como "pruebas de lealtad", simulacros de suicidios masivos, que incluían la ingesta de falsas pociones de veneno. El reverendo llamaba esos ensayos "noches blancas" aunque el simulacro dejó de ser tal cuando el 17 de noviembre de 1978 viajó a Jonestown el congresista estadounidense Leo J. Ryan, acompañado de periodistas y algunos disidentes de la secta.
 
 *Leo Ryan y Jackie Speier en el avion que los llevo a Guayana en 1978, solo ella regresaria y a dia de hoy sigue siendo congresista.

Ryan quería investigar in situ si eran ciertas las acusaciones de fraude, lavado de cerebro, abusos sexuales de miembros de la secta por parte de Jones, violaciones a los derechos a la vida, laborales, libertad,  torturas a niños. encarcelación y tráfico de drogas y armas que pesaban sobre el Templo del Pueblo.
Jones (que ocultaba su cara tras unas gafas oscuras ante sus seguidores) intentó impedir la visita, pero al fracaso se vio en la obligacion de organizar una gran fiesta en donde inicialmente el ambiente parecía de armonía. "Aquí hay gente que cree que en esto [en la colonia], es lo mejor que jamás le haya pasado en la vida", afirmó Ryan. Los miembros de la secta lo recibieron con aplausos frenéticos. Sin embargo, a la mañana siguiente, antes de que Ryan regresara, el ambiente cambió. Algunos pocos y después en aumento pidieron abandonar la colonia junto con el político. Jones, que desde la década de los 70 estaba bajo los efectos de drogas, lo considero una traición imperdonable. "¡NO PUEDEN IRSE, USTEDES SON MI PUEBLO!", les gritó con desesperación a los que querían irse. Los hombres de confianza abrieron fuego contra Ryan y sus acompañantes cuando se disponían a abordar un avión. El político fue asesinado por un miembro de la secta con un cuchillo, y otras cinco personas fueron asesinados a balazos, algunos de ellos a quemarropa mientras intentaban huir en su avión.
EL ACTO SIGUIENTE FUE LA MAS INCREIBLE ESCENA DE SUICIDIO MASIVO, era el fin del mundo. Y de su poder también. Jim Jones, el líder de la secta Templo del Pueblo, se vio acorralado.
Con los fieles haciendo fila para tomar el cóctel de cianuro y jugo de fruta que "El Padre" iba entregando desde su altar en medio de la selva.
Era el sábado 18 de noviembre de 1978, 919 cadáveres, entre ellos MAS DE 250 NIÑOS segun algunas estimaciones, quedaron tendidos en medio de la jungla de Guyana y cuatro personas fueron asesinadas al querer denunciarlo.
Según los testimonios de los sobrevivientes, las últimas palabras de Jones que se escucharon desde los altavoces de su comuna paradisíaca, un lugar donde los cadáveres de niños, mujeres y ancianos se iban apilando como en un infierno, fueron "Madre, madre, madre". Jim Jones fue encontrado muerto de una herida de escopeta en la cabeza entre los 913 cadáveres que había ahí.
 *El trono selvatico de Jones quedo desierto con la paz que reina en un cementerio.

Tim Carter, un ex miembro de la secta, en la película "Jonestown", de Stanley Nelson, decía que por lo menos no hay duda de que los aproximadamente 250 bebés, niños y jóvenes muertos fueron asesinados.
*James decia que "la muerte sólo era el tránsito a otro nivel" y "esto no es un suicidio, sino un acto revolucionario".

Y ASI TERMINA LA HISTORIA DE UN PUÑADO DE GENTES GUIADAS POR OTRO MESIAS MAS QUE EN BUSCA DE LIBERACION Y ESCAPAR DEL HECATOMBE NUCLEAR, CREARON SU PROPIO INFIERNO EN LA TIERRA Y AL FINAL LA UNICA PAZ Y TRANQUILIDAD QUE PUDIERON CONSEGUIR FUE LA ARMONIA CON LA NATURALEZA SIRVIENDO COMO ABONO PARA PLANTAS RICO EN CIANURO...

¡RECUERDA QUE TU ERES TU UNICO SALVADOR Y BUENA CAZA!

5 comentarios:

Garrison dijo...

Esos bonitos predicadores.

Muy buena reseña Master, hay un pedazo de documental que antaño pasaba un canal local cuando no tenía con qué rellenar la programación nocturna(bueno, era eso y night of the living dead, para mi beneplácito, jeje) dicho documental se llama "The killing of America", te sería bastante útil para ilustrar y reforzar tus posts de historias cortas y briosas acerca de asesinos en serie y evidenciar varios monstruitos que pululan por ahí, jejejeje

Igual y ya lo habrás visto, no se.

Bien, pues cuídense del kool-aid adicionado con vitaminas A, B y C...ianuro

Un abrazo Master!

Garrison dijo...

uuufff! a lo que iba con "The killing of..." y que olvidé postear, era que venía un apartado reseñando las andanzas de este perturbado personaje, hay una secuencia (no gráfica, morbosillo)filmada por los reporteros invitados a ese viaje, de la balacera que culminó en el asesinato de los senadores que llegaron a Jonestown a revisar el bienestar de los ciudadanos americanos, en realidad es escalofriante, se incluye también filmaciones del paseo por la colonia plagada de cadáveres, en realidad muy triste.

Bueno, hasta ahí, que tengas muy buen fin de semana hermano!!

Pantera dijo...

Y UN AÑO DESPUES NACI YO...ME PARTO LA POLLA...DESDE QUE DE PEQUEÑO VI LA PELICULA,LE PILLE ALGO DE CARIÑO AL AMIGO JONES,MENUDO CABRON,QUE BIEN SE LO TENIA MONTADO¿PARA CUANDO UNO SOBRE KORESH Y LOS DAVIDIANOS?
POR CIERTO,PARA EL QUE NO LO SEPA,SE UTILIZA ZUMO DE NARANJA POR SER EXCELENTE PARA OCULTAR AMARGORES NO DESEADOS...LA PRIMERA VEZ QUE TOME ESTRAMONIO,LO TRITURE Y AÑADI A UNDELICIOSO ZUMEKE DE NARANJA Y ESTABA BASTANTE BEBIBLE...DOS DIAS DESPUES,NO PENSABA LO MISMO.

MalAcero dijo...

Lo mas curioso de este senador es que era contemporaneo y conocido de Harvey Milk, el activista por los derechos homosexuales y que murio tambien asesinado dramaticamente por indigestion de plomo agudo en pildoras.
Ya te echaba de menos por aqui Mr. Garrison, y mas aun por la Bitacora, imagino que estaras en una de esas epocas harto estresantes en las que el tiempo brilla por su ausencia. Te quiero pronto al asunto en pleno orden de revista, ARRRHHH! BITACORA ZOMBIE YAAAAAAAA!!!
Lo tuyo con las drongas no tiene nombre ni apellidos peluo... en el dios que te menea. Prepara el cuerpo para nuestro exilio anual que la vamos a tener que liar... pardoscura!!!

Garrison dijo...

Trabaja orden de trebejos anti-zombi! jejeje

Habrá que hacer un jueves zombi antes de que termine el año, lo malo es el tiempo, que tienes muy buena idea de lo agotado que lo traigo, en fin, ya pasó mi temporada nómada, ahora a adaptarse, volver a empezar y seguir... uffff....

Un saludo desde este otro desierto invernal.